Por qué puedo
ayudarte

HE SIDO PACIENTE, CLIENTE Y CONSULTOR,

puedo entender tus preocupaciones.


Hace algunos años y antes de haberme formado como consultor estético estuve del otro lado, intentando diseñar mi propio plan de mejora y anti-envejecimiento y buscando información de la forma menos eficiente y con mayor riesgo como por ejemplo:
• Motores de búsqueda
• Sitios web enfocados a medios más que a temas médicos
• Guías de mejores cirujanos
• Foros en línea
Cindy Jackson

Durante esta búsqueda sufrí todas las preocupaciones y me hice las preguntas antes mencionadas. Al no conformarme con las respuestas que encontraba para mi propio plan de mejora y anti-envejecimiento seguí investigando hasta que tuve la suerte de descubrir el rol de consultor estético gracias a mi ahora maestra Cindy Jackson. Había escuchado hablar de ella en los 90’s durante mi adolescencia y 15 años más tarde la redescubría viéndose aún más joven y atractiva.
¿Cómo era esto posible?
Decidí investigar más sobre ella y entender cual era su secreto y su motivación para una transformación física tan profunda y sobre todo tan perfecta y natural. Leí su biografía y busqué toda la información disponible sobre ella y su trabajo. Inmediatamente me pude relacionar con ella y sus puntos de vista en buena parte similares a los míos:
“Cosmetic Surgery & Anti-Ageing Secrets 2017 Edition”
de Cindy Jackson
  • NO TENEMOS POR QUÉ ENVEJECER de la misma manera que nuestros padres o abuelos.
  • LOS AVANCES CIENTÍFICOS Y MÉDICOS nos han permitido aumentar considerablemente nuestra esperanza y calidad de vida.
  • NUESTRO ESTILO DE VIDA es completamente distinto al de generaciones pasadas pudiendo tener vidas plenas y activas más allá de los 70 años.
  • ES POSIBLE HACER QUE NUESTRO ASPECTO EXTERNO y cómo nos perciben los demás se alineen con como nos sentimos por dentro.
  • NO ESTABA DISPUESTO A REALIZAR NINGÚN CAMBIO o mejora si no tenía la tranquilidad de obtener los mejores resultados posibles de forma segura y con el menor riesgo posible.
Mi plan

Me embarqué en la aventura decidiendo conocer a Cindy y hablar en una consulta privada. Conocerla en persona como consultora y posteriormente como maestra ha sido una experiencia muy enriquecedora. Pude compartir con ella mis puntos de vista, los tratamientos que ya había realizado con mayor o menor éxito y todo lo que mantenía a la espera de poder encontrar las mejores soluciones y profesionales médicos. Obtuve todas las respuestas que necesitaba y continúe con mi viaje.
Gracias a toda la información obtenida en consulta pude avanzar en mi plan de mejora y anti-envejecimiento recibiendo tratamientos de los mejores especialistas en Europa. Toda la experiencia fue transformadora, positiva y conseguí mi objetivo: los mejores resultados posibles y en el primer intento. Mi plan ahora va por buen camino.
También durante aquella consulta pude hablar con Cindy sobre la inminente creación de la International Association of Aesthetic Consultants y del proceso para poder formar parte de ella.
Habiendo trabajado como consultor tecnológico durante más de 10 años conocía el proceso de consultoría perfectamente asesorando sobre temas en los que era experto. También sabía mucho sobre cirugía estética, tema que había investigado en profundidad por apasionarme y por necesitarlo para mi propio plan. Fue entonces cuando pensé ¿Y por qué no hacerme también consultor estético? Teniendo esto claro, decidí formarme con la mejor y ser miembro de la IAAC™ sabiendo que esta era una gran oportunidad para dedicarme a un área que conozco a detalle, que me apasiona y que me permitiría ayudar a muchas personas a evitar decepciones y a no perder tiempo y dinero innecesariamente.
He vivido el proceso desde distintas perspectivas: como potencial paciente buscando información y respuestas, como cliente de una consultora estética encontrando la información precisa y actualizada al minuto y como paciente recibiendo los mejores tratamientos posibles. Formado y certificado ahora como consultor estético y entendiendo lo que es estar del otro lado soy capaz de relacionarme contigo, de entender las preocupaciones y dudas que puedas tener y de ayudarte a diseñar el mejor plan refiriéndote siempre al mejor profesional para tu caso.
Tendrás a tu disposición mi experiencia y conocimientos combinados
con los de la de la red global de consultores de la IAAC.